¿Qué es la descodificación?

¿Alguna vez has oído biodescodificación, neuroemoción, descodificación biológica y sientes curiosidad, quieres saber qué es, para qué sirve? Si tu respuesta es afirmativa sigue leyendo. Te lo voy a explicar de forma sencilla.

La Descodificación Biológica es un acompañamiento terapéutico complementario, no sustitutivo de ningún otro tratamiento médico, psicológico, sanitario o farmacéutico, que el cliente escoge libremente como método terapéutico.

La Descodificación se origina a partir de la ciencia basada en la teoría de las 5 leyes biológicas del Dr. Hamer (Nueva Medicina Germánica) que propone la correlación entre el estrés por la manera de vivir una situación determinada con la aparición de un síntoma o enfermedad en nuestro organismo. Cuando ese momento es vivido de forma dramática, inesperada, en soledad y sin solución se programa el Bioshock.

El Bioshock se queda grabado a nivel inconsciente y la manifestación del síntoma, patología o trastorno es la forma más eficaz que encuentra nuestro cerebro y nuestro cuerpo de mantener nuestra supervivencia.

¿Qué se hace en una sesión?

En el acompañamiento buscamos en la vida de la persona ese Bioshock que está asociado al síntoma, patología o trastorno. Una vez localizado ese instante se libera el dolor, las cargas, emociones y necesidades. Al descargar el dolor, la enfermedad (física, psíquica, comportamental o existencial) ya no tiene sentido y por lo tanto se estimula el sistema inmunológico y la salud se reajusta.

Cuando buscamos en la vida de la persona me refiero a su vida desde el momento presente hasta su nacimiento, al proyecto y sentido (nacimiento, vida intrauterina, concepción y 9 meses antes de la concepción) y a su árbol transgeneracional.

Veámoslo con un ejemplo

El caso de una mujer de 50 años que se separó del marido con 45 años. Ella se sentía felizmente casada y un buen día su marido le plantea la separación.  Ella vive la separación como un abandono, siente que está sola en el mundo, que la han dejado y piensa “yo sola no voy a poder sobrevivir, estoy en peligro”. Desde ese momento empieza a subir de peso y ella no lo comprende puesto que se alimenta igual que antes de la separación, incluso a veces controla lo que come y se plantea ponerse a dieta.

¿Cuál sería el momento de bioshock?

Cuando su marido le plantea la separación, para ella es inesperado, lo vive de forma dramática, no tiene solución, se siente sola y aunque después lo comparte con su familia, expresa el hecho, no lo que ha sentido, por esto decimos que es sin expresión. Para que sea expresado hay que explicar cómo lo has sentido, qué emoción has vivido.

Puesto que ella de forma consciente no ha podido encontrar una solución y el cuerpo necesita reducir la intensidad de estrés, entra en funcionamiento el cerebro arcaico que se encarga de nuestra supervivencia. La parte más inconsciente del cerebro es la que toma las riendas de la situación y aporta la solución.

¿Cómo responde su cuerpo ante esta vivencia?

Su cuerpo responde acumulando. Cada vez que ingiere alimento lo acumula, lo almacena en forma de grasa puesto que una de las funciones biológicas de esta es aportar energía al organismo, funciona como reserva de energía.

¿Cómo se trabajaría en sesión?

Una vez localizado el momento donde se codifica el bioshock trabajamos en ese instante descargando las emociones y cubriendo la necesidad que faltó. Puesto que la necesidad está cubierta y entendida ya no es necesario seguir acumulando. La acumulación de grasa y el sobrepeso ya no tienen sentido.

Este es un ejemplo muy simple de cómo funciona nuestra biología, la grasa cumple la necesidad biológica no satisfecha (necesito guardar, hacer reservas para cuando no tenga, para poder sobrevivir) según el sentido que le da esta persona. Lo importante no es el hecho ocurrido sino como lo vive la persona.

 

Todo lo expresado en sesión es confidencial, recibido sin juicio. Se genera un espacio íntimo, personal y sagrado.

 

¿Te has sentido identificada con el ejemplo? ¿Has subido de peso y no consigues adelgazar, pruebas dietas, pruebas nutricionistas, lees libros sobre el tema y pierdes peso, pero en cuanto te relajas o dejas la dieta vuelves engordar?

¿Alguna vez has sentido que te han dejado tirada, una amiga, un familiar… incluso tu pareja? ¿Te ha ocurrido alguna vez o vives de forma constante con la sensación de que no formas parte del grupo, que todo lo tienes que hacer sola, que nadie te apoya, que tienes que resistir?

Si te sobran algunos kilos, te identificas con alguna sensación de lo que te he contado, llevas meses o años con algún problema que no encuentras solución, me encantaría que lo compartieses en los comentarios para que pueda responderte.

Si tienes alguna duda acerca de la Descodificación Biológica también puedes escribirme y estaré encantada de dar mi feedback.

Y por último, si te ha parecido interesante y quieres compartir en tus redes sociales te lo agradezco enormemente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable » Laura Cubero.
Finalidad » gestionar los comentarios.
Legitimación » tu consentimiento.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks (proveedor de hosting de lauracubero.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola Networks.
Derechos » podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.